Realidad perturbadora


Perturbar: intranquilizar a alguien que está haciendo algo (RAE).
  • Mariano Rajoy dice, en Ecuador, que a su Gobierno lo cesaron “unos partidos de extrema izquierda e independentistas”. Como puede verse, la llamada posverdad (la trola de toda la vida, vamos) está siendo aceptada, como estrategia, hasta por el más tonto. ¡Una se creía que a Rajoy lo había echado la corrupción!
  • “Pitos y gritos de okupa a Sánchez, durante el desfile de las Fuerzas Armadas”. Una manera de llegar al gobierno (además de a través de las urnas), es mediante la Moción de Censura, regulada por la Constitución.
  • “El PP pide a los españoles que saquen a sus ventanas y balcones la bandera de España para defender nuestra igualdad y unidad”. ¿Qué igualdad? Hay 8,6 millones de españoles en la pobreza (1,2 millones más que en 2007) y cada vez hay más ricos.
  • El partido de ultraderecha Vox asegura que si llegan al poder derogaran la ley de violencia de género. La derechona de este país es injusta, inhumana, beata, corrupta, insolidaria y violenta. Y zoquete; es decir, incapaz de entender las cosas más sencillas.
  • Casado está sobreexpuesto (como aquellas fotos en blanco y negro de tono quemado) con sus numerosas y continuas apariciones. Está demasiado acelerado y, sobre todo, debería asesorarse antes de hablar. Independientemente de sus chorradas sobre el rey o la bandera, se ha permitido asegurar que España es la nación más antigua de Europa y que el descubrimiento de América fue la releche. Por otra parte, más le valiera andarse con tiento en su campaña “constructiva” hacia Ciudadanos (partido al que parece empeñado en publicitar) o sobre VOX, asegurando que “comparten muchas ideas”, como si lo quisiera revalorizar. Sosiégate, hombre. Tranqui, tío.
  • “En Barcelona, Ciudadanos y Partido Popular encabezan la marcha por la unidad de España. A la misma hora y en la misma ciudad, mil manifestantes se expresan contra el fascismo”. Unos y otros agitando, alterando, alborotando, inquietando, turbando…

Comentaris

Entrades populars d'aquest blog

Hemos creado un monstruo...

Esperances en un món masclista

Lectura geopolítica del Concert d'Any Nou (reedició)